El Hombre Percha-Malestar de un Hominido

martes, 2 de abril de 2013

Los Picos de tu Cuenca Minera-La Novela de El Hombre Percha-Parte 10

 TODOS LOS MIÉRCOLES UN NUEVO CAPITULO - PARTE 10-  

Volvimos a la habitación de Helena,donde esperamos a que se cambiase el pijama por la ropa de la noche anterior.

-Vamos  a darte el alta,no te vamos a ingresar,por el momento en ninguna institución psiquiatrica.Ya le he estado explicando a Luis,un poquito,tendréis que ir a tomar la metadona,dos veces al mes,porque para el tiempo que llevas,ingerías una cantidad de heroína relativamente pequeña.La primera te la va a traer en un vaso en un ratin la auxiliar,junto con el desayuno(Dijo el médico)
-Ahora cuando vayamos a casa tu a dos metros de distancia de mi,porque hueles a vómito que hecha para atrás...huelo hasta yo fíjate...(Nos echamos a reír)
Después de que viniese la auxiliar y Helena se tomase la medicación,me fui a tomar un café a la máquina a ver si espabilaba un poco,en esto que acababa de comer.Una vez recogído todo pusimos rumbo al piso,
sin prisa,porque Helena iba bien  sedada,pero sin pausa,por el pestazo a vómito que llevábamos los dos.
Llegados al piso,la mandé para el baño y que me dejase la ropa en el rincón de la puerta para lavar  y que comenzase a calentar el agua.
Aporreé la puerta un par de veces hasta que Helena asintió y le dije que iba a pasar a ayudarla a enjabonarse y traerle otra ropa.  
Ella se sujetaba el dorso aún tiritando para que no se le viese nada mientras yo le iba lavando y desenredando el cabello y lavándole la espalda.
-¡Joder!¡Ten cuidado!
-Perdona,tenías muy enmarañado el pelo,lo siento...Lo único que quería era que espabilase un poco.
Cuando acabe de ducharla,le dije que se pusiese la ropa que daríamos una vuelta por el parque que había enfrente de casa a hablar un poco de todo lo que ocurrió ayer y luego iríamos a donde Mari a comer.
Mientras ella se cambiaba yo aprovechaba para llamar a casa de Nerio y decirle que no íbamos a poder ir al partido puesto que Helena estaba mala.
-¿Qué lu paso?
-Esta Febril
-Bonu home,esta bien que la curies otru día va ser
-Gracias Nerio,ya nos vemos mañana y me cuentas.Un abrazo...
-Helena,me pego una duchina y bajámos,quedate en tu habitación.
Cuando acabe de asearme y de quitarme los olores y los disgustos de la noche anterior fui a la habitación de Helena que dormía o intentaba dormir tiritando entre las sabanas,me metí a dentro con ella,y comencé a darle calor por las extremidades.
-Helena ¿Te encuentras bien?¿Quieres un antiinflamatorio?
-Si,y un vaso de leche con cacao,y ven que tengo mucho frío.Estoy débil(Tiritaba)
De vuelta a la habitación me comento:-¿Te importa si en lugar de ir al parque ahora,nos quedamos un rato echados,esque no dormí muy bien...tengo frío,creo que tengo fiebre,necesito sudar lo que me puse ayer...
-Vale no te preocupes...Puse el despertador a eso del  medio día para que nos diese tiempo a ir al bar antes de que Mari lo cerrase por miedo a quedarnos dormido,pues ninguno tenia buen cuerpo.
Antes de meterme en la cama,cogí una manta que se encontraba arriba de la estantería del armario para ponérsela encima a Helena y enrollar su cuerpo en ella.
-Ahora a dormir.
-Soy una mierda de persona...me doy asco...
-No,no te preocupes.Esto es una enfermedad,nos podía haber pasado a cualquiera.
La abrace fuertemente,pues estaba realmente fría y nos dispusimos a dormir...
Ambos sentimos un estallido en la cabeza cuando sonó el despertador y nos costo horrores despegarnos de la cama,como un pan recién hecho sacado del horno.
-Es lo que toca.Vamos a ver que hay para comer y luego seguimos durmiendo si quieres.Abrigate bien.
Al bajar al bar,Mari que enseguida nos vio y nos dijo:
-Que cara más mala que traéis los dos.¿Salísteis ayeri por Paragüas hasta tarde?
-No,no esque Helena esta mala,esta destemplada.La otra versión ni me atreví a comentarsela porque lo mismo me pegaba un guantazo por pensar que no la cuidaba bien y también por preservar la intimidad de Helena,que todos somos muy abiertos,pero al final nos movemos todos por los mismos entornos...
-Agora tráigovos/tráyovos unes sopes con garbanzos y unos escalopines a ver si entónasevos el cuerpu.Qué pena de mocedá.Si toi yo meyor que vós (Sonreía)
Según se comía las sopas Helena iba tomando otro color.
-No te las comas como si se acabase el mundo,no sea que vaya a sentar mal 
Tenía los ojos rojos,de no haber dormido y de la temperatura a la que estaba la sopa.
Cuando acabamos,marchamos a casa agradeciendo a Mari su hospitalidad y volvimos a casa a dormir.
-¿Estas mejor Helena?
-Si,muchas gracias Luis...
-Bueno hoy,tomatelo como día libre y luego cuando nos levantemos nos vamos un ratin al brasero,que hay se esta bien a ver que echan por la tele...
-Nos quedamos los dos echados de nuevo,en cuestión de minutos volvimos a encontrar el sueño.
Pasarían un par de horas,cuando me percate de que Helena había abandonado su cama, me levante de un sobresalto,pues temía que hubiese cogido las llaves para salir,pero las llaves estaban intactas,encima de la mesilla de la salita.
-¿Helena?¿Dónde andas?
Nadie respondía.Vi la puerta del baño entreabierta y ahí comenzó la pesadilla...





Texto:El Hombre Percha

PRÓXIMO MIÉRCOLES-PARTE 11-

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada