El Hombre Percha-Malestar de un Hominido

miércoles, 26 de junio de 2013

Un mundo feliz...mente tóxico

La maquinaria brutal que funciona de noche y de día llevándose muertos y trayendo vivos
Cuando se devalúa alguna de estas piezas las metéis sin pudor en cárceles, psiquiátricos,o reformatorios
Si la pieza queda inservible enseguida se la sustituye,se pone otra en su puesto,que cumpla su misma misión
y ¿Los sentimientos?Las penas se oxidan con el paso del tiempo...
¿Y que tenía entonces de especial esa pieza?¿Qué la hacía diferente?¿Su forma? ¿Su tamaño o su color?
No amigo mio,eran otras piezas más normales y corrientes como relojes de cadena,iguales por fuera,pero por dentro cada uno tiene un distinto mecanismo..¿Y a quién le importaba su mecanismo?Con que funcionasen era suficiente...
Difumasteis nuestra infancia con política,sexo y drogas,dividiendo a la gente para hacerlas participes de vuestros intereses(porque ni siquiera pueden considerarse ideales),desnudando la inocencia y llevando a otra mucha gente por el camino de la amargura
Y ahora tenéis la caja de herramientas abarrotadas de piezas,que se están pudriendo
Arrancasteis de raíz los sueños,recuerdos,vivencias y experiencias compartidas por una familia al calor del hogar,dejando miles de casas huerfanas y manchadas de sangre gracias a vuestra política de desahucios
(¡bastardos! que dejáis huerfanos de padre,madre e hijos a casas como pisáis y destrozáis en invierno el caparazón de los caracoles dejándolos sin refugios,no es baba lo que marca su camino son las lágrimas de haberlos despojados de su hogar)
Habéis paralizado el crecimiento natural de las personas jóvenes que abogaban a obtener un futuro mejor con sus estudios y ahora se ven refugiados bajo el techo de la casa en la que se crió.
Cortastéis las alas a todas aquellas parejas adultas que decidieron plasmar su descendencia teniendo un hijo,
hijo que al final solo es un aborto más de vuestra propia industria
Embadurnáis las frustraciones y esperanzas de las personas con grandes dosis de alcohol los fines de semana
Habéis mandado al exilió a muchos jóvenes desprendiéndolos tristemente de sus tierras y dejando la suerte a la merced.
El hombre tendrá sentido de muchas cosas,pero hace muchas cosas sin sentido¡Ah!y por cierto:

Se heló la sangre de mis venas
mi cerebro es ya un fósil mermado,
arrollado por la falta de fe y de actividad
todo esta ya tan disipado,que  no se por donde trazar el camino de continuar
pasa todo tan despacio....todos menos los años
me arrastran las corrientes del mar de la senilidad
¿Y tus ilusiones dónde han quedado?
¿Y a dónde voy?¿Y a dónde has ido?
¿Y si tienes ganas de continuar?
Pues no lo sé,ando j*dido, en la estación
en la que vi el último tren marchar
Quizás ya todo este perdido
y sea hora de apagar
los fusibles de esta cárcel
de carne y hueso en la que he de morar


Texto:El Hombre Percha


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada